Las tradiciones de bodas más locas que puedes encontrar por el mundo

OlgaCuriosidades sobre mis librosLeave a Comment

tradiciones de bodas

Curiosidades


Tradiciones de bodas:

Nunca me había planteado que pudiera haber tradiciones “raras” en las bodas. Sabía que las bodas se celebran de forma distinta dependiendo de la cultura y el país, pero es que en algunos lugares del mundo siguen unos rituales que son, a ojos de un extranjero, muy extravagantes, por definirlos de alguna manera.
Mi curiosidad despertó mientras escribía la segunda parte de mi novela Amigas 4Ever (Sapos Azules). En la historia (atención, voy a hacer un spoiler) hay varias bodas y una de ellas se celebra en Alemania. Me sorprendió que, a pesar de ser un país europeo tan cercano al mío, tuviera unas tradiciones nupciales bastante peculiares. Lo que me lleva a escribir este post.

Las 8 tradiciones de bodas más locas:

1. Der Polterabend en Alemania: Empiezo por esta tradición ya que, como te he comentado antes, la descubrí al documentarme para mi novela. No se trata exactamente de una tradición de boda, ya que se celebra la noche anterior al enlace. En alemán el verbo “Poltern” significa despotricar o armar jaleo y “Abend”, traducido, es el final de la tarde o noche. Y ahora verás porqué se llama así. Los amigos y familiares de los novios se reúnen la víspera del enlace para romper vajillas. Sí, sí, como lo oyes. Los invitados llegan a la reunión con piezas de cerámica y se dedican a estamparlas contra el suelo. Se cree que el ruido espanta a los malos espíritus y trae buena suerte a los novios, los cuales deben encargarse de auffegen o zusammenkehren, que no es otra cosa que: barrer. Esta tarea simboliza el trabajo en equipo y la unión de la pareja. Hay otra tradición muy curiosa después de la boda, pero esa quiero que la descubras tú leyendo mi libro Sapos Azules 😉

Vajillas rotas después de la celebración Der Polterabend.

2. Lloros en China: Los Tujia tiene una tradición que, a priori, parece poco alegre. La novia debe pasarse una hora al día llorando, empezando el ritual un mes antes de la boda. Al cabo de 10 días se le une la madre y 10 días después la abuela. El ritual continúa hasta que todas las mujeres de la familia lloran, cada día, una hora al día. Aunque a ojos occidentales nos pueda parecer una muestra de tristeza, en realidad las mujeres de esta comunidad lo hacen para mostrar su dicha y los lloros suenan más como una canción que como un lamento.

3. Besos en Suecia: Los nórdicos tiene fama de fríos y sosos sin embargo, en las bodas, sacan su lado más alegre. Durante la celebración de la boda el novio suele buscar cualquier excusa para ausentarse de la sala del convite. Es entonces cuando todos los hombres jóvenes y solteros pueden besar a la novia (en la mejilla, ¡claro está!). Lo mismo pasa si la novia abandona la sala (para ir al baño, por ejemplo). No, no me refiero a que todos los hombres jóvenes y solteros puedan besar al novio. En este caso son las chicas solteras las que pueden besar al novio. Los besos de tornillo no están permitidos. Sin duda es una tradición muy cariñosa. ¿No te parece?

4. Escupir sobre la novia en Kenia: En las bodas que se celebran en la tribu de los Massai a la novia se le afeita la cabeza y se la unta con grasa de cordero. Y el padre de la novia la bendice escupiendo sobre su cabeza y pecho. Desde nuestro punto de vista, se trata de algo bastante asqueroso e irrespetuoso, pero los Massai piensan que trae buena suerte y fortuna.

5. Golpear los pies del novio en Corea del Sur: Puede parecer una tradición masoquista, pero es la forma en que los coreanos ponen a prueba la fuerza y el carácter del novio antes de la noche de bodas. Los amigos del novio le quitan los zapatos y le atan las piernas con una cuerda, para mantener los pies unidos. A continuación le azotan las plantas de los pies con un palo o… y ahora viene los más pintoresco: ¡con una pescado seco! La tradición dicta que sea una corvina seca amarilla y que se le hagan preguntas al novio mientras es golpeado. ¡OMG! Si no te lo crees, aquí te dejo un vídeo para que lo veas con tus propios ojos.

Los golpes pueden ser algo dolorosos, pero parece que se lo pasan bien. Bueno, al menos los que no son el novio. 😉

6. La prueba del pañuelo en la comunidad Gitana: No sé si sucede en todas las comunidades gitanas, creo que no, pero en la comunidad gitana de España es una tradición muy arraigada y tremendamente importante. Se trata de la prueba del pañuelo, la cual se realiza después de la celebración de la boda y tiene como objetivo comprobar que la novia es virgen. Las mujeres casadas (las solteras no pueden estar presentes) más allegadas a la novia se la llevan a una habitación, la tienden sobre una cama (o una mesa) y le introducen un pañuelo blanco dentro de la vagina para romperle el hímen. El pañuelo debe salir manchado de sangre y es un símbolo de virginidad y pureza. Después, se muestra la tela manchada al resto de los invitados para dejar claro que la novia es virgen, que ha cumplido con “su deber” y que no ha deshonrado a la familia.

Escena de una prueba del pañuelo del programa ‘Palabra de gitano’ de Cuatro Televisión (España)

¡Suscríbete al blog y no te pierdas ni un post!

7. El rapto de la novia en Rumanía: Se trata de la teatralización de un secuestro durante la boda. Los amigos del novio raptan a la novia y la llevan a lugares emblemáticos y turísticos de la ciudad donde se toman fotos con ella. Después, piden un rescate al novio. La moneda de cambio suele ser alcohol (una botella de Whisky) o una confesión embarazosa de su amigo. Una vez terminado el teatrillo, todo vuelve a la normalidad y la experiencia queda como una anécdota más que la pareja podrá, algún día, contar a sus futuros nietos.

8. Casarse con un árbol en la India: Esta tradición no es para todas las novias, sino sólo para aquellas que hayan nacido bajo un determinado signo astral. Según la superstición Hindú, si una chica es “Manglick” (es decir, ha nacido bajo la influencia del planeta Marte) puede causar la muerte prematura de su marido. Y, para evitarlo, primero debe casarse con un árbol.

Normalmente el árbol es un Banano o una Higuera de Bengala.

Por lo visto la maldición sólo afecta al primer marido (en este caso al árbol) o quizás se deshace cuando la chica se une en matrimonio con un miembro del reino vegetal. Eso no me queda claro. La ceremonia que une en matrimonio a una chica “afectada” con un árbol se llama Kumbh Vivah.

Supersticiones de bodas:

  • Nunca casarse un día 13 o en Martes (ese día tampoco te embarques) porque trae mala suerte.
  • Coser una moneda en el dobladillo del vestido de la novia (o llevar una moneda dentro de cada zapato, como hacen las novias suecas).
  • Controlar que la corbata del novio no se tuerza (presagio de lo que puede suceder en el matrimonio. Vaticina infidelidades).
  • Lanzar el ramo de novia a las solteras (la que lo atrapa será la próxima en casarse).

Los años pasan, la sociedad avanza, pero las personas continúan con costumbres ancestrales, el origen de las cuales se pierde en la noche de los tiempos. Aún así, nos empeñamos en seguir haciendo cosas tan raras como:

  • Que la novia lleve algo nuevo, algo viejo, algo prestado y algo azul el día de la boda (símbolos del pasado y el presente).
  • Que la novia se cubra la cara con un velo antes del «sí quiero» (símbolo de pureza).
  • Que los novios no se vean un día antes de la boda. O que el novio no vea a la novia con el vestido antes de la ceremonia (si sucede, ambas cosas traen mala suerte).
  • Llevar huevos a Santa Clara para que no llueva el día del enlace.
  • Coger a la novia en brazos al entrar en el nuevo hogar.
  • No llevar perlas (para no derramar lágrimas en tu vida de casada).
  • Lanzar arroz a los novios después de la ceremonia (para la fertilidad).
Una de las tradiciones más arraigadas es lanzar arroz a los novios al salir del templo. Antiguamente se hacía para asegurar la fertilidad de la pareja.
  • Nunca casarse un día 13 o en Martes (ese día tampoco te embarques) porque trae mala suerte.
  • Coser una moneda en el dobladillo del vestido de la novia (o llevar una moneda dentro de cada zapato, como hacen las novias suecas).
  • Controlar que la corbata del novio no se tuerza (presagio de lo que puede suceder en el matrimonio. Vaticina infidelidades).
  • Lanzar el ramo de novia a las solteras (la que lo atrapa será la próxima en casarse).

Podría seguir hasta hartarme. Tradiciones extravagantes hay para parar un tren y con ellas escribiría varios libros. Es curioso como la superstición y las bodas van de la mano.
¿Conoces alguna tradición más que no esté en este post y sea muuuyyy rara? Si la sabes, no olvides contárnosla en los comentarios. Quien sabe si puede inspirarme para escribir un nuevo libro 😉

¡Gracias por leer hasta el final! No olvides compartir en las redes para que el mensaje llegue a más gente.


Sobre la autora

Olga

Autora de novelas chick lit adicta al chocolate. Soñadora empedernida. Me dedico a escribir por placer historias de amor para mujeres con humor.


Como no podía ser de otra manera: boda muy loca en la segunda parte de Amigas 4Ever. Descubre las dos tradiciones de boda alemanas que aparecen en Sapos Azules.

Ir a la ficha del libro

Este LIBRO GRATIS para ti...

* campo requerido