8 cosas que las mujeres deberían saber sobre la vagina:

OlgaReflexionesLeave a Comment

curiosidades sobre la vagina

Curiosidades


¿Por qué hablar sobre la vagina?

Puedes estar preguntándote qué tendrá que ver este post con una autora indie que se dedica a escribir novelas románticas, chick lit, con final feliz (y no me refiero al final feliz de los centros de masaje). Pues tiene que ver. Porque mis principales lectoras son las mujeres y escribo por y para ellas. Invento historias para que pasen un rato divertido. Planteo temas que a veces, debido al día a día, les pasan desapercibidos (pero no por ello dejan de ser importantes). Intento que terminen mis lecturas más felices que cuando empezaron. Pero sobre todo, doy visibilidad a todo lo que atañe al género femenino, especialmente aquello que el patriarcado quiere hacernos creer que no es digno de mención (por insignificante, indigno, obsceno, etc…)

La vagina:

La vagina recibe más de 100 nombres distintos. Básicamente porque se considera que «vagina» es una palabra demasiado sexual y por tanto, llena de connotaciones negativas. Es curioso porque con «pene» no pasa lo mismo. Pero como ya te he comentado antes, todo lo que tiene que ver con las mujeres está regulado, controlado y maltratado por el patriarcado. ¡Viva la VAGINA! Hala, ya lo he dicho.

Consigue los 100 nombres de la vagina

* campos obligatorios

Hoy vamos a deshacernos de esos tabús y vamos a hablar de nuestras vaginas. Repite conmigo: VA-GI-NA. Una palabra tan inofensiva y preciosa como ojo, boca o sobaco 😉

Y qué mejor forma de librarnos de toda esa porquería mental que nos han inculcado, que enterándonos de 8 cosas sobre la vagina que la mayoría de nosotras desconocemos.

1. Podemos hacer cerveza con nuestra vagina:

Cerveza de vagina

Bueno, nosotras en casa no. Pero hay una compañía a la que se le ha ocurrida la ¿genial? idea de utilizar bacterias vaginales para fermentar la bebida alcohólica y, con este reclamo, comercializarla. Esta cerveza se elabora en Polonia y utiliza el ácido láctico presente en «la zona íntima» de la mujer (utilizo el eufemismo para no repetir vagina, no porque me parezca mal hacerlo). De momento han utilizado las bacterias de una modelo. No es que el aspecto físico de la susodicha influya en la calidad o el sabor del producto, es sólo una cuestión de marketing. Según reconoce uno de los «linces» que lideran el proyecto «el ácido láctico se sintetiza en forma de polvo (…) el sabor cambia porque cada cerveza se elaborará con unos ingredientes distintos». La pena es que, una vez más, el protagonismo de la vagina sirve para contentar a los hombres.

2. Se puede elaborar pan con la vagina:

Pan hecho con vagina

No es que la vagina alcance temperaturas tan altas como para cocer pan (ni aunque estemos delante del tío más buenorro del universo). Lo que pasa es que a una blogger (a la que etiquetan de feminista) utilizó su vagina para hacer pan. Por lo visto tenía candidiasis vaginal y se le ocurrió utilizar un dildo para hacerse con el «fermento íntimo» y elaborar pan. Y la mujer no se cortó a la hora de explicarlo en las Redes Sociales, lo que provocó una oleada de reacciones. «Asquerosidad» fue la palabra más utilizada por sus detractores aunque, mirándolo bien, seguramente ellos se zampan otros productos igual de asquerosos. Por ejemplo, productos elaborados con secreciones mamarias de animales (leche), platos donde el ingrediente principal es la menstruación de una ave (huevos), testículos de animales (criadillas) o saliva de insecto (miel), entre otras. Entiendo que el pan fermentado de una forma tan femenina no sea plato de buen gusto, pero todo es cuestión de puntos de vista. Yo me atrevería a comerlo, eso sí, nunca acompañado de queso Casu Marzu (y eso que para los Calavreses es una delicia).

3. No estás sola si no sabes qué aspecto tiene tu vagina:

Forma de la vagina

Puede que ya tengamos claro el uso culinario que podemos dar a nuestra vagina pero… ¿sabemos cómo es? Estéticamente hablando, claro. De hecho, un gran porcentaje de la población femenina está preocupada por el aspecto de sus genitales y no sabe si la forma que tienen es «normal». Y lo peor de todo es que cuando las mujeres se atreven a prestar atención a su vagina, muchas optan por la cirugía; a menudo condicionadas por el aspecto de las vaginas que lucen las estrellas del porno. De hecho lo que quieren operarse es la vulva, la parte donde desemboca, por así decirlo, la vagina. Pero a pesar que la vulva queda a la vista (la vagina es interior) si se pudiera aislar, el 44% de las mujeres no sería capaz de reconocer la suya. ¿No crees que va siendo hora de que hagamos las presentaciones?

Un estudio reveló que una de cada 5 mujeres se había planteado operarse esa parte de su anatomía.

4. Puedes comprar bálsamo labial para tu vagina:

Bálsamo labial vagina

¿Alguna vez se te han cortado los labios? No, no hablo de los de la cara, hablo de los que tienes un poco más abajo. Pues ahora estás de enhorabuena, porque han creado un bálsamo labial para la «zona íntima». El producto está dirigido a todas las mujeres, pero especialmente a las menopáusicas que, debido a los cambios hormonales, tiene más sequedad en la zona genital. ¿Qué te parece? El único inconveniente es que no puedes retocarte los labios en público. LOL!

5. Las vaginas tienen algo en común con los tiburones:

Tiburón vagina

No es que de repente me haya acordado de una película de terror en la que las vaginas plagadas de dientes devoran a hombres inocentes. El motivo que une a vaginas y tiburones no tiene nada que ver con la industria cinematográfica. Ambos comparten una sustancia llamada escualeno. El tiburón la tiene en el hígado, para conseguir la flotabilidad, mientras que en las mujeres se encuentra en la vagina y sirve como lubricante.

6. Las vaginas son su propio túnel de lavado:

Túnel de lavado de la vagina

Siempre nos han hecho creer que la vagina es algo sucio, sin embargo las vaginas se auto limpian. La vagina está diseñada para mantenerse limpia con la ayuda de las secreciones. Es importante evitar lavarla con jabón , geles o antisépticos, ya que pueden alterar el equilibrio de la flora bacteriana e incluso irritarla.

7. La vagina es un músculo muy potente:

La vagina un músculo potente

A pesar de que muchas mujeres dicen tener problemas con el tono muscular de su vagina, lo cierto es que si se entrena, con la vagina se consiguen cosas increíbles, incluso inverosímiles. Por ejemplo, la rusa Tatyana Kozhevnikova tiene la «vagina más fuerte» del mundo y puede levantar enormes cantidades de peso. Pero no sólo ella. Otras mujeres utilizan la técnica del Kung Fu Vaginal. ¿No te lo crees? Pues mira el vídeo.

Además de fuertes, los músculos de la vagina son elásticos. Pueden llegar a dilatarse hasta un 200% durante las relaciones sexuales o el parto.

8. El tamaño de la vagina:

El tamaño de la vagina

La vagina suele tener unos 7-10 centímetros de profundidad aunque con la excitación, puede duplicarse. Esto es debido a que los músculos se tensan y el útero se eleva. El tamaño de la vagina no experimenta cambios significativos después de dar a luz, a diferencia de lo que muchos creen.

Consigue los 100 nombres de la vagina

* campos obligatorios

Espero que después de leer este post puedas mirar tu vagina con otros ojos y, sobre todo, que dejes los tabús a un lado.

Por cierto, te animo a que contribuyas a la lista de los 100 nombres de la vagina (seguro que hay muchos más). Yo he echado en falta «Zona V» ¿Y tú? 😉

COMPARTE SI TE HA GUSTADO EL POST


About the Author

Olga

Adicta al chocolate y soñadora. Me dedico a escribir por placer.


En Amigas 4Ever no se habla de vaginas pero las vaginas tienen mucha importancia en la trama 😉
Ir a la ficha del libro

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *