13 alimentos afrodisíacos para disfrutar en pareja:

OlgaNo me lo puedo creerLeave a Comment

Alimentos afrodisíacos

No me lo puedo Creer


Alimentos afrodisíacos para disfrutar en pareja:

Ahora que se acerca San Valentín, se me ha ocurrido que podría escribir sobre alimentos afrodisíacos. Personalmente, tengo mis dudas que unas ostras (por poner el ejemplo más trillado) sean capaces de ponerte como una perra en celo. Pero como todas las leyendas urbanas encierran algo de verdad, creo que es de justicia hacer un repaso dietético-festivo, por si alguna de vosotras quiere ir planeando el menú para celebrar en pareja alguna ocasión especial.

Aquí va la lista de los alimentos más afrodisíacos…

1. Ostras:

Llamadas también la droga del amor. Cleopatra y Casanova las adoraban. Ya sabes, y si no lo sabes te lo digo yo, que ambos eran unas máquinas sexuales. No en vano, Cleopatra, era apodada por los griegos como la «boquiabierta». No por su afición a comer moluscos, sino por su afición a comer carne. En barra. Esta mujer, a parte de revolucionar la sexualidad, dicen que también fue la primera mujer en poseer un vibrador. En uno de sus libros, Philippe Brenot, cuenta que el vibrador de la Reina de Egipto era un rollo de pergamino con abejas (vivas) en el interior.

2. Sandía:

Algunos expertos le han puesto el sobre nombre de «Viagra». Las investigaciones dicen que comer Sandía tiene un efecto sobre los vasos sanguíneos parecido al de este famoso medicamento. Por mi experiencia, lo único que hincha es la vejiga urinaria. Pero mira, si alguien cree que le puede hinchar otras partes de la anatomía, hay mil y una recetas. En verano yo preparo un gazpacho con sandía que está de rechupete.

3. Cacao o chocolate:

Los aztecas lo llamaban el alimento de los Dioses (no es para menos). El cacao puro es un súper alimento que contiene mogollón de antioxidantes; tantos como el té verde o el vino. También contiene feniletilamina, un neurotransmisor que produce excitación y, a la vez, una sensación de bienestar. Hay estudios que demuestran que las mujeres que toman un pedazo de chocolate al día, tienen una vida sexual más activa. Pero si estás pensando: «Eso no es cierto. Yo me zampo una tableta de chocolate enterita y no cato macho ni por asomo». Vuelve a leer. He dicho «un pedazo», no la fábrica de Willy Wonka. ¡Mira que somos exageradas!


4. Espárragos:

La forma de los espárragos es bastante sugerente y, además, contienen altos niveles de Vitamina B, que aumenta la producción de histamina; responsable de estimular el impulso sexual tanto en hombres como en mujeres.

Te dejo las imágenes de un libro de cocina con recetas para cocinar espárragos.

A mi no es un manjar que me estimule. Creo que quedé traumatizada a raíz de un anuncio donde, un tío vestido de campesino, daba a probar su espárrago a una señora que estaba comprando en el súper.

Cada vez veía el spot, me entraban ganas de vomitar. Desde aquí felicito al equipo de publicistas que ideó el anunció, junto con los responsables de la empresa que lo aprobaron. Sexo subliminal con mal gusto.

5. Aguacates:

Los aztecas los llamaban “ahuacatl” o “testículo”, por la forma que tienen. No está claro si tienen propiedades afrodisíacos, pero su forma evoca tanto a las partes nobles masculinas, que los religiosos españoles llegaron a prohibir el consumo a sus feligreses. Me imagino que harían lo mismo con  los pepinos,  los higos e incluso los plátanos, ¿no?

¡Suscríbete al blog y no te pierdas ni un post!

6. Maca:

La maca es la «Viagra» natural de Perú. Los Incas ya consumían esta raíz, la cual era muy apreciada por su capacidad para mejorar el rendimiento sexual. Estudios recientes han descubierto que incrementa la fuerza, la energía, la fertilidad y la libido. Lo más probable es que no encuentres maca en las tiendas. Y si la encuentras, tampoco sabrás qué cocinar con ella. Lo mejor es tomarla en pastillas.

7. Semillas de calabaza:

Como las ostras, las semillas de calabaza son ricas en Zinc, un mineral esencial para la producción de esperma y la prevención del déficit de testosterona. También van cargadas de vitaminas y minerales que suben la libido; el abecedario entero. El próximo Halloween, ya sabéis, ¡a tostar las semillas para pasarlo de miedo!

8. Apio:

Es un alimento que no hubiera dicho jamás de la vida que podía ser afrodisíaco. Lo más cerca del sexo que situaba esta hortaliza era en la frase: «arrimar el apio» Que se solía utilizar antiguamente, cuando en los guateques tocaba baile lento, y los chicos aprovechaban para restregar el paquete contra la chica con la que bailaban. Más recientemente, los doctores Walter Gaman y Mark Anderson han demostrado que comer apio incrementa los niveles de feromonas en el sudor de los hombres, haciéndolos más atractivos para las mujeres. Sabiendo esto, no sé si es la mejor opción para alimentar a tu pareja; a no ser que seas poliamorosa

9.Chilis:

La capsaicina es la que hace que los chilis sean tremendamente picantes. La sustancia que libera componentes químicos que aceleran el latido de tu corazón, liberan endorfinas y suben la libido. Incluir este manjar en un plato, para una noche de sexo desenfrenado, parece la mejor opción. Pero asegúrate de tener leche de vaca cerca (el antídoto), por si te pasas con la cantidad y terminas convirtiendo a tu pareja en un dragón cabreado en lugar de un tigre cachondo.

10. Higos:

La leyenda cuenta que, después de las ostras, Cleopatra se metía unos cuantos higos entre pecho y espalda; sus postres preferidos. Afrodisíacos puede que no sean, pero buenos están un rato y, además, recuerdan a los órganos sexuales femeninos; o eso dicen. Sea cual sea el motivo, los Griegos apreciaban esta fruta más que el oro y muchas culturas la asocian con la fertilidad.

11. Ajo:

El ajo tiene muchísimas propiedades, entre ellas, la de espantar hombres y vampiros (si pruebas ajo, fijo que no follas). Ya sé, ya sé… Es lo último que deberías usar si quieres temita pero se ve que crudo es la re-ostia. El calor incrementa la libido y la alicina el riego sanguíneo a los órganos sexuales. Seguramente tendrás que darle la espalda a tu pareja en la cama, pero como vuestro deseo sexual va a estar por las nubes, podéis probar posturas que esquiven los alientos.

12. Albahaca:

La esencia de albahaca se asocia desde hace siglos con la excitación. Las mujeres, desde tiempos inmemoriales, se han restregado polvo o aceite de albahaca por la piel para atraer a los hombres. Esta planta mejora la circulación sanguínea y protege el corazón, cualidades necesarias para dar ¡un subidón a tu libido! Prepara platos usando albahaca como condimento. Ideal para cenas románticas u ocasiones especiales como San Valentín.

Mi sugerencia: el plato puedes ser tú o… él.

13. Canela:

Uno de los afrodisíacos naturales por excelencia. Sube la temperatura e incrementa el apetito sexual. Espolvorea el café con canela o condimenta los pasteles con esta deliciosa especie aromática. ¡Consigue maravillas! Apuesto lo que quieras a que era uno de los ingredientes que utilizaba Mr. Sweet, el pastelero de «Cupcakes en Manhattan»

Nota: Puedes descargar mi libro, gratis, al final del post.

¿Sigues desorientada?

Si lo tuyo no es cocinar, no te preocupes. Siempre estás a tiempo de pasarte por alguna tienda, comprar cuatro tonterías para comer (afrodisíacas o no), esperarle con un picardías y… ¡Sorpresa! El mensaje quedará claro y el efecto será el mismo que si le hubieras inyectado ostras en sangre.

No olvides dejar tus comentarios. ¡Que aproveche!


Sobre la autora

Olga

Autora de novelas chick lit adicta al chocolate. Soñadora empedernida. Me dedico a escribir por placer historias de amor para mujeres con humor.


En Los Dragones Nunca se Enamoran el amor se cuece en la cocina del Mandarin Foo; aunque afrodisíaca, la comida, no es 😉

Ir a la ficha del libro

Este LIBRO GRATIS para ti...

* campo requerido